miércoles, 23 de mayo de 2018

Periodistas ante el dolor



Las facultades de Periodismo no enseñan a lidiar con el dolor. Ni pueden. Esa parte queda a la práctica, a un abecé individual que circunstancias aciagas y azarosas determinarán si se aprende. Sin embargo, se puede anticipar que cada reportero sale a dar cobertura ante situaciones de desastres con un morral de incertidumbres sobre lo que va a encontrar. Pero nunca está lo suficientemente preparado para ver los ojos de las víctimas, de los sobrevivientes, de las familias que han perdido a alguien.

El avión siniestrado en La Habana este fatídico 18 de mayo, en el cual fallecieron 110 personas, nos hace pensar en esa idea muchas veces compartida: la noticia que nadie quiere dar, y mucho menos encabezar.

La opinión pública ha demostrado una solidaridad inmensa porque también ha tenido la información precisa, abundante y oportuna. Pero, ¿cómo hacer este trabajo sin violentar ese espacio cargado de sufrimiento? ¿Cómo hacer una foto, cómo enfocar una cámara, mientras otro llora y sangra por dentro? ¿Cómo explorar esas miradas al vacío a través de un lente?

El entrevistador podrá tener una idea sobre qué preguntar a un doliente, pero la realidad de la tristeza le borrará de un plumazo cualquier cuestionario. Y solo tendrá a mano el respeto. Deberá sobreponerse a un corazón estrujado y seguir la brújula de los millones pendientes de una respuesta. Por eso quien pregunta se acerca con timidez, como si se disculpara por hacer bien su trabajo, como si pidiera perdón. Y así lo hemos visto en estos días de luto.

Estas situaciones también someten a escrutinio el valor y sensibilidad de los profesionales de la palabra. Hay una línea fina que nunca debería cruzar un periodista, entre lo que muchos necesitan, quieren conocer para cumplir ese derecho de estar informados, y el otro lado más primitivo del morbo y el sensacionalismo.

Muchos celulares se encienden y graban en los primeros minutos del desastre, y quizás algunas imágenes solo sirvan para compartirlas de mano en mano en cualquier esquina, pero tal vez otras permitan arrojar luz en las investigaciones del suceso o para calibrar –si se puede todavía más- tamaño siniestro, o para guardar el heroísmo de vecinos devenidos rescatistas.

Mientras las redes sociales hoy día comparten algunas informaciones falsas, la gente sigue confiando en el periodista, quien aun con los ojos nublados frente a una pantalla solo atina a pensar en el otro, en el que espera una noticia, la noticia, y también padece el dolor.


(La foto es de Juan Pablo Carreras, ACN)

domingo, 20 de mayo de 2018

Duelo en Cuba


Lista de pasajeros y tripulantes del Boeing 737 siniestrado en Cuba

LISTA DE LOS PASAJEROS Y TRIPULANTES DEL AVIÓN ACCIDENTADO AYER VIERNES EN LA HABANA
No. Nombre y Apellidos                           Número Identidad
1.    Alexia Garcia Leyva                           17021860610
2.   Kendry Morales Meneses                 15060861223
3.   Gabriela Machado Morales              13110966319
4.   Diego Pérez Chacón                          12111864309
5.   Alexa Rivas Figueredo                      10101567915
6.   Marina García Vega                          59062611779
7.   Maria Elena Aguilar Ramos            62031911638
8.   Mirta Leonarda Anaya Peña           38110607770
9.   Martha Cabrera Caballero              49012806279
10. Julio Toribio Espinosa Licea          39041616865
11. Israel Gálvez Martínez                      59041405888
12. Rodolfo Hernández González         63052526625
13. Vivian Paula Martínez Fernández 65081502753
14. Magalys Miranda Pérez                   61082014414
15. Maricela Peña Blanco                      51101808118
16. Yainelín Rodríguez Aguedo           77120819576
17. Eddy Antonio Rodríguez Hernández 94100342841
18. Ernesto Roberto Rodriguez Oliva      84090921686
19. Nirza Rodriguez Rondón                     70102108770
20. Luis Manuel Rojas Pérez                    73070221881
21. María Salomé Sánchez Arévalo          67121312870
22. Emiley Sánchez De La O                     78030927719
23. Tania María Santiesteban Prado      69092014719
24. Maricela Sánchez Peña                      62040111033
25. Carlos Antonio Santos González      95072944405
26. Carmen Rosa Silva Zambrano         67041410493
27. Norma Suárez Niles                           74110714476
28. Daniel Terrero Charchabal              96052021406
29. Yanira Torres Cruz                            82060424614
30. Iliana Trinchet Mendoza                 65100625016
31. Inés Emilia Trinchet Mendoza       62042807614
32. Caleb Valdés Gallego                       95110129464
33. Raúl Valdés López                            71112126567
34. Juana Amparo Valdes Peralta       57070607671
35. Ania Varona Abrahan                     65051321355
36. Juan Luis Vega Velázquez             63062414888
37. Rafael Vega Velázquez                   64031509049
38. Margarita Elena Velázquez Espinosa 59012808415
39. Ronni Alain Pupo Pupo                79051119003
40. Mariela Cruz Torres                     67122720872
41. Nelson Osorio Pérez                     90120441766
42. María Virgen Filandez Rojas      57102007557
43. Enrique Alfredo Martínez Nates 76052131166
44. Ricardo De La Caridad Martínez Hernández 69072000481
45. Anyelis Meneses Del Rio            94051945138
46. Luz Marina Milanés Cartaya     57090603011
47. Yurisel Milagros Miranda Mulet 83073019396
48. Adonayda Morales Varona         83090819937
49. Elva María Mosqueda Legrá      64122627491
50. Yailenis Navarro Díaz                  95013120816
51. Juan Carlos Nogueras Leyva      74020913568
52. Karina Beatríz Oliva Mir            96051120257
53. Eloy Ortiz Abad                           67120127206
54. Jorgelino Ortiz Cruz                   66092324824
55. Yanet Rosa Paz Ramírez            76060116138
56. Yunaisi Pelegrino Reyes            79051618374
57. Gelover Martín Pérez Avalo      74101114588
58. Pedro Oscar Pérez Batista        88072526044
59. Pedro Pablo Trujillo Ravelo     45063004523
60. Grettel Isel De La Cruz Cutiño 82093025033
61. Yunisleidys Abreu Lara             88122526176
62. Ana Aguedo Rodriguez             57103008815
63. Manuel David Aguilar Saavedra 75032216125
64. Alejandro José Alvarez Crespo   92091243463
65. Lázaro Garcia Amador                 64120614442
66. Marla Elizabeth Bauta Rodriguez 00011278496
67. Maida Francisca Abdala Almoza 57100412756
68. Leticia De La Caridad Almenares Pantoja 93092519939
69. Raimundo Guillermo Almenares Sánchez 56040610328
70. Julio César Avilés Gómez 60011514141
71. Iskander Antonio Báster Pérez 81020819121
72. Lorenzo Boch Bring 63080821863
73. Jorge Alberto Borrego Cabrera               72112507924
74. Jorge Luis Buitrago Cabrera                    68010123981
75. Gisel Buitrago Santiesteban                     94091542970
76. Carlos Miguel De La Cruz Cutiño            89012137509
77. Juan Alberto De La Torre Alcántara       84031921700
78. Mailén Díaz Almaguer                               98122317135
79. Adonis Díaz Oberto                                    78030326280
80. Suyen Lizandra Figueredo Driggs           88072526735
81. José Carlos Figueroa Campos                   96032002903
82. Grisell Filandes Clark                                 63083022434
83. Migdalia De La Caridad Gallego Nuñez 55121412276
84. Jesús Manuel García Oberto                    74102014642
85. Enrique González Arguelle                       69112300602
86. Yandro Enrique González Mendez         84081024346
87. Jorge Luis Guerra Concepción                 74040814645
88. Nelson Ramón Hernandez Rodríguez    53032707449
89. Yisell Herminia Infante Miranda            88121826094
90. Grettel Landrove Font                              95030744437
91. Mónica Leyva García                                 86031208257
92. Jose Angel Leyva Chapman                     56121907181
93. Carlos Enrique Llauró Meneses             69101600803
94. Jean Michel Lopez Salinas                      87083025808
95. Miguel López Marrero                             60110713507
96. Patricia Dayvin Crespo Llanes               98043008130
97. Yoneisi Cordovez Rodriguez                   79102019150
98. Lirise Cruz Pérez                                       93011219695
99. Noelbis Hernández Guerrero                  71012122790
100. Frank Torres González                          84120926926
101. Meinaldo Duverger Ramos                  63051109747
102. Yovanys Ricardo Mora                          79111719424
103. Mohamed Hach 84102400906 Pasaporte A005810 Rep.Saharahui / España
104. Abderrahm Fadel Mustafa 80030700804 Pasaporte A001697 Rep.Saharahui
105. Oscar Hugo Almara Pasaporte AAB649672 Turista Argentino
106. Dora Beatriz Cifuentes De Almara Pasaporte AAB650677 Turista Argentina
107. Isela Savala Franco Pasaporte G29077144 Turista Mexicana
108. Miguel Arreola Ramírez Pasaporte G17841570 Mexicana. Tripulante
109. Jorge Nuñez Santos Pasaporte G01989350 Mexicana. Tripulante
110. Marco López Pérez Pasaporte G22332589 Mexicana. Tripulante
111. María Ríos Rodríguez Pasaporte G17267633 Mexicana. Tripulante
112. Abigail Hernández García Pasaporte G18860318 Mexicana. Tripulante
113. Guadalupe LimonGarcia Pasaporte G22352692 Mexicana. Tripulante

Cuba consternada


El azar

Mi amiga y colega Yuset Puig no alcanzó pasaje en el avión accidentado por solo unos azarosos minutos. El vuelo de hoy, en el que finalmente tuvo cupo, fue cancelado y viene hacia Las Tunas por carretera. Me cuenta que el aeropuerto es un mar de personas, por las listas de espera llenas, vuelos cancelados y que se despachan muchos pasajeros en guaguas. 

Toda Cuba sigue consternada ante el suceso: se siguen las noticias, se buscan detalles y porqués, se identifican a las víctimas. 

jueves, 5 de octubre de 2017

Motos en amarillo

A pocos meses de que comenzaran a circular sus tres ruedas sobre el asfalto de la ciudad de Las Tunas, los mototaxis son motivo de polémica. Algunas insatisfacciones e inquietudes de la población, de los inspectores y, en ciertos casos, de sus conductores forman parte del día a día, aunque en mayor medida predomina la aceptación general por el servicio.

Unos consideran cara esta prestación, porque establece 3.00 pesos de una piquera a la siguiente, pero al continuar el recorrido se cobra un peso por kilómetro. Por otro lado, el chofer al ser trabajador por cuenta propia debe entregar una cantidad pactada con la Empresa; más, asumir el pago el combustible y la reparación del vehículo .Para suplir ese monto puede realizar viajes según lo que ofrezca el cliente.




En determinadas ocasiones ha primado el desconocimiento de los usuarios y de otras partes involucradas, en cuanto a lo regulado en el contrato. Estos meses  han demostrado que la mayoría celebra esta otra forma de transportar a los tuneros, pero que también puede revisarse su organización y funcionamiento para hacerla más eficiente.






jueves, 20 de julio de 2017

jueves, 15 de junio de 2017

Celina, a propósito de la Fiesta Cucalambeana




Una de las voces recurrentes en las más lejanas ediciones de la Fiesta Cucalambeana fue la de Celina González. Sus visitas a Las Tunas fueron periódicas, cuando desarrolló su carrera en solitario, y luego, junto a su hijo Lázaro Reutilio. Aunque las generaciones más jóvenes conocen solo acordes de su obra y matices de su existencia, esta fue una apasionante historia de amor, con el hombre de su vida y con la música.

Según recoge la biografía escrita por Mireya Fanjul, a los 16 años Celina González se casó con el amor de su vida. Presumiblemente a caballo y por una ventana, como cuentan las buenas historias de amor del campo cubano, se escapó con Reutilio Domínguez. De un flechazo los unió el destino en uno de aquellos guateques a los que la llevaban Benita y Gregorio, sus padres, cantores naturales. Y, luego en ceremonia sencilla en una notaría santiaguera, estampaban la firma que legalizaría su unión para hacer las cosas como eran debidas en la época.


Antes de desafiar a la familia, opuesta a esa unión durante los seis meses que duró el cortejo, habían cantado juntos Lágrimas Negras, tema de Miguel Matamoros, frente a los invitados de las cantorías espontáneas en las que se movía la familia de ella. Durante décadas intentarían explicar a periodistas, seguidores y curiosos cómo de pronto un domingo los ojos oscuros de ambos brillaban mientras entonaban, sin previo ensayo o guion en perfecta armonía “Siento el dolor profundo de tu partida/ Y lloro sin que sepas que el llanto mío/ Tiene lágrimas negras”… Y quizás, mientras entonaban esos acordes, sabían que se fugarían, partirían juntos.

Ella había llegado desde Matanzas a Santiago de Cuba, donde se conoció la pareja. Nació el 16 de marzo de 1928 en el caserío La Luisa, perteneciente a Jovellanos. Sus padres tomaron camino a Oriente en busca de mejores escenarios para cantar y ganarse la vida. Y fue la música lo único que no escaseó en aquel hogar humilde. Él venía con similares intenciones desde Guantánamo, donde nació en 1921 y volvió muchos años después, ya divorciado, a pasar los últimos días de su vida.

Mientras buscaban juntos dónde establecerse, no solo perseguían el sueño de compartir la vida y crear una familia, sino también daban nacimiento a uno de los dúos más famosos de la cancionística de la Isla. Ella, revelada con dotes de repentista desde los 10 años. Él, apasionado de la guitarra, cantaba rancheras y corridos mexicanos en su tierra natal.

Críticos, investigadores y músicos coinciden en que sus creaciones estuvieron impregnadas, desde el comienzo, de la cultura de los campos cubanos y de la influencia de su estancia, desde los cuatro años, en la efervescente Santiago de Cuba, tierra rica en melodías y cuna de grandes compositores y ejecutores de la música de la Mayor de Las Antillas.

Juntos se presentaron en bailes populares y fiestas familiares. Compartieron escenarios y guateques con Sindo Garay, los hermanos Hierrezuelo (uno de ellos formó más adelante el dúo Los Compadres), Luis Carbonell, y otras muchas figuras descollantes de la época y de la más excelsa cultura cubana.

Y en esos avatares de pareja joven tratando de salir adelante, fue en la tierra caliente donde Ñico Saquito «descubrió» el dúo de Celina y su esposo Reutilio, mientras los escuchaba por la emisora CMKC. Los artistas recibieron, como fruto de esa amistad con Saquito, la influencia del estilo picaresco del autor de María Cristina y Camina como Chencha, la gambá. De su grata impresión al escucharlos, los invitó y llevó a La Habana.

La capital, cosmopolita en materia de cultura, devino escenario perfecto para ellos, que ganaron fama por su manera particular de hacer arte, y su popularidad sobrepasó las fronteras de la Isla grande. República Dominicana y Nueva York aparecen entre los primeros destinos. El binomio González-Domínguez igualmente dejó una huella en el séptimo arte, en filmes como Rincón criollo y Bella, la Salvaje.

Uno de los detalles más conocidos de su vida y cancionística se relaciona con su canto a Changó. El 2 de Noviembre de 1948 llegaron a La Habana. “En una de las noches siguientes Celina tuvo una visión. En ella se apareció una imagen de Santa Bárbara, quien le pronosticó un triunfo artístico total si le dedicaba un canto de alabanza. Fue así como nació uno de los temas más exitosos de la joven pareja: A Santa Bárbara, también conocido como ¡Qué viva Shangó! Cuando al día siguiente ensayaban ese tema en Radio Suaritos, Laureano los escuchó de pasada, fue tal el impacto que decidió abrir los micrófonos para compartir con la audiencia aquel “cañonazo”, como le llamó. El éxito fue tal que ese mismo día quedaron contratados como artistas exclusivos de la emisora ».

“Río arriba” así era el epíteto con que el esposo gustaba describir a su mujer. Y en solo dos palabras podría quedar la imagen de la tenacidad y el temperamento guerrero de Celina. En cada presentación contagiaba la pasión y la femineidad que imponía a su vida y a su obra. Por razones muy bien guardadas, la pareja se rompió en la década del 60, después de 20 años de avatares y de una popularidad que los llevó a “tocar el cielo con las manos”. Con la disolución amorosa, aquel dúo mítico quedaba solo en el recuerdo y en fonogramas, conservados como tesoros.

Fue Ramón Veloz quien la animó a continuar sus presentaciones artísticas y la llevó al popular programa Palmas y Cañas, acompañada por un conjunto. Pero ni la potente voz de Celina, ni el talento existente en Cuba, evitarían el olvido en que cayó la música campesina durante los años siguientes.

La majestuosidad y esplendor de la Diva de la campiña siempre será recordada por las imágenes de programas de la televisión Cubana como Palmas y cañas. Muchos la recordarán allí con una flor en su cabellera negra, vestida con los colores representativos del verde caimán y entonando, como nadie, aquellas mágicas estrofas: Yo soy el punto cubano/ que en la manigua vivía/ cuando el mambí se batía/ con el machete en la mano./ Tengo un poder soberano/ que me lo dio la sabana/ de cantarle a la mañana/ brindándole mi saludo/ a la palma, al escudo/ y a mi bandera cubana.

Lázaro Reutilio, uno de sus cuatro hijos, acompañó musicalmente a Celina en la década del 80 y, con el éxito que conquistaron, los más jóvenes tuvieron el privilegio de disfrutar de esta figura única, de todos. Hizo su última aparición pública en 2011, cuando se presentó su biografía (editada por primera vez en 2010). Con su partida en 2015, dejó un espacio entre los grandes de la música cubana. Ella fue –es- mágica, una genuina criolla. La campiña fue su templo y Cuba su escenario, su reino, donde todavía brilla.